domingo, 31 de marzo de 2019

GATO CON GATA

¡A formar parejas!
Espero que os guste.
Un beso con achuchón.
Imagen tomada de internet
Niño con niña,
papá y mamá.
Con mi gatito
quiero jugar.

Pájaro y pájara
tigre y tigresa.
Y mi gatito
salta a la mesa.

Ratón y rata
gallo y gallina.
Y mi gatito
come sardinas.

Burro con burra,
toro con vaca.
Y mi gatito
duerme en la hamaca.

Cerdo con cerda,
pato con pata.
Y mi gatito
va con la gata.

Cuento registrado en el Registro de la Propiedad Intelectual

sábado, 16 de marzo de 2019

¡YA ESTOY AQUÍ!

¿Qué sentirá el niño al nacer?
  Recordé la explosión de emociones y la alegría que sentimos las madres al tener por fin a nuestros bebés en brazos. 
Espero que os guste.
Un beso con achuchón.
Imagen tomada de internet

Imagen tomada de internet

¿Llegó el momento mamá?
Por aquí está todo oscuro,
pero me encuentro muy bien
calentito y muy seguro.

Quiero que me abraces fuerte
me calma sentir tu arrullo,
pero nacer me da miedo
pues no conozco el futuro.

Quiero ver a mi papá
conocer a mi hermanito.
¿Llegó el momento mamá?
¡Otra vez me ha entrado hipo!

Me empujas con mucha fuerza,
¿me quieres echar de aquí?
No me dejes solo ahora,
¡no me dejes solo allí!

Mamá, no escucho tu voz,
de repente siento frío,
se desmorona mi mundo,
me encuentro triste y vacío.

No me dejes, tengo miedo,
¿Mamita, sigues ahí?
Qué doloroso resulta.
¿Te duele también a ti?

¡Mamita, te quiero tanto!
¿Las lágrimas son por mí?
Ya no tengo miedo alguno,
aunque lloro soy feliz.

¡Mamá te veo radiante!
¿Esa sonrisa es por mí?
Al fin estoy en tus brazos
Mamita, ¡ya estoy aquí!

Cuento registrado en el Registro de la Propiedad intelectual 

¿Cuándo se empieza a ser madre? ¿En qué momento deja la mujer de ser tan sólo “ella” para convertirte en mucho más?

En mi opinión, lo que una mujer cree que será convertirse en madre dista, en mayor o menor medida, de la realidad posterior. Lo que imagina durante los meses previos será, cuanto menos, distinto y, por lo general, superará sus expectativas.

Es durante el embarazo cuando se producen en la mujer numerosos cambios: personales, sociales, familiares…que van preparando a la futura madre para su nuevo y maravilloso rol.

A lo largo de esos meses ella se imagina cómo será su nueva situación, escucha atentamente las experiencias y opiniones de otras madres, lee y se informa sobre la maternidad…Fantasea tanto con la identidad de su futuro bebé como con la que ella misma tendrá en su nuevo rol como madre. Pero lo que probablemente aún no sepa es que la maternidad es una crisis, un hecho de gran trascendencia, un cambio vital que pondrá su mundo patas arriba de la mejor manera posible.

Dejará de ser tan sólo “ella” para ser mucho más. Se convertirá en apoyo, almohada, refugio, abrazo, modelo a seguir, primer amor…

La evolución emocional del embarazo llega a su punto final con el parto el cuál la mujer recordará siempre. Cuando recibes por primera vez a tu bebé sobre tu cuerpo, los nervios propios de la situación y la incertidumbre hacen que no seas del todo consciente de que ese momento jamás lo olvidarás y que por muy doloroso que haya podido resultar, por poco idílico que sea estar rodeado del personal del hospital, máquinas y artilugios sanitarios…volverías a ese instante siempre que pudieras.

En ese momento, cuando el bebé nace, se produce también el nacimiento de una madre. De este proceso habla Stern añadiendo que, aunque se trata de un proceso secuencial durante nueve meses, se completa tras el nacimiento del bebé y continúa durante toda la vida.

Personalmente, una vez habiendo sido madre ya y a pocos meses de serlo de nuevo, siento una explosión de sentimientos. Por un lado, incredulidad ¿de verdad podré querer tanto a alguien como quiero ya a mi hija? Y por otro lado ilusión porque sé que sí, que eso será posible y que, de nuevo, mis expectativas se verán superadas por mis pensamientos y fantasías actuales.

Retomando la pregunta con la que empecé este texto, por lo tanto, ¿Cuándo se empieza a ser madre? En mi opinión, esto ocurre la primera vez que una mujer piensa en su futuro bebé. Eso, dependiendo de cada caso, puede ocurrir, bien cuando le ve por primera vez y es consciente de tener que cuidar de otro ser humano o bien desde el momento en que lo desea con mucha fuerza y descubre su deseo de ser madre. Tan sólo el pensamiento de imaginarse como tal y desearlo ya hace de ella otra mujer.

Celia García Llorente
Pedagoga y psicóloga colegiada nº CL 4836

 

LEER ES HACERSE CULTO, LEER ES HACERSE SABIO, LEER ES MÁS QUE UN ENTRETENIMIENTO, LEER ES UN PLACER.
SI LOS BURRITOS LEYERAN SE CONVERTIRÍAN EN CABALLOS DE RAZA.
SI LOS GUERREROS LEYERAN POESÍA SE CONVERTIRÍAN EN ANGELITOS SIN ALAS.

Gloria Fuertes

Me llamo

Mi foto
Soy la autora de los libros de cuentos y poesía infantil, Fantasía en Poesía, UniVersos, Los Cucusillas y La Rosa y la Hormiga. Participo en Adviento de Cuento,Miradas con alas, Lo pequeño es grande y Fundamentales. Mis colaboraciones están Editorial Santillana, Anaya, en Grupo Océano Editorial, Editorial Barcanova, Algar, en S.M. Chile, la Plataforma educativa Dreyfous & Associates (Puerto Rico)l, en Children school St. Petersburg, en Éduscol Langues Vivantes Cycles 2, en la página de Encuentos y en la revista digital Guía Infantil. Primer premio Concurso de Poesía Valsaín 2009 con el poema tiulado "El Caballo" Y 2010 con el poema titulado "Entre los pinos" Finalista del "Premio Internacional de Cuentos para Niñ@S La Pereza 2013" con el cuento "La Tormenta" Primer premio "Concurso Internacional Poemas y Poesía Musarteum" con la obra "Camino del Cielo" Finalista en 1º Certamen Internacional de Literatura Infantil Mis Escritos, CAT B de 6 a 9 años con "El gatito con alas" 1º Premio IV Certamen Literario Ricardo de León (España) con "Al run run"

Entradas populares